Daily Archives: 13 octubre, 2016

¿Quiere saber cómo será su calidad de vida en el futuro? Revise lo que come

«Pasamos de una dieta tradicional, con alimentos frescos, a una dieta de alimentos procesados y ultraprocesados», destacó Juan Ángel Rivera Dommarco, director del Centro de Investigación en Nutrición y Salud del Instituto Nacional de Salud Pública, durante su participación en el Foro de Soberanía Alimentaria y Nutrición en el ITESO, organizado por la Licenciatura en Nutrición y Ciencias de los Alimentos.

El funcionario consideró que «la dieta actual de los mexicanos está llevándonos a problemas de salud», y sentenció que «estamos formando niños a los que no les gusta el agua», a quienes se les educa para ser consumidores de galletas y comida chatarra.

Rivera enfatizó en la importancia de «pensar no sólo en una dieta saludable, sino en un consumo sustentable, porque el mundo no puede sostener la producción de alimentos actual. Es necesario cambiar las dietas».

Para lograr un cambio en la alimentación de la población puntualizó que, entre otras acciones, es necesario alinear las políticas del sector público, vincular las medidas regulatorias con campañas de prevención de la obesidad, ofrecer desayunos escolares sólo con alimentos frescos, y propiciar vínculos con productores y distribuidores de alimentos saludables.

Alejandro Calvillo, director de El poder del consumidor, señaló en su ponencia cómo muchas veces las grandes corporaciones ejercen presión para evitar que se legisle a favor de una mejor alimentación, lo que deriva en el diseño de «estilos de alimentación siempre de acuerdo con la industria».

Puso como ejemplo el sistema de etiquetado de alimentos que se usa en el país, que es poco claro y no aporta información que sea fácilmente comprensible por el consumidor como si ocurre, por ejemplo, en Chile y Ecuador.

Enrique Jacoby, quien a lo largo de su trayectoria se ha desempeñado en cargos como asesor regional de nutrición de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), señaló que el aumento de la comida rápida, en detrimento de la cultura culinaria de los países latinoamericanos, tiene consecuencias para la salud.

«Lo que comemos determina la salud en el mundo y es de las cosas que menos se atiende. Lo que nos metemos a la boca va a determinar cómo viviremos en el futuro y la calidad de vida que tendremos», añadió.