4 abril, 2017

Aunque las mascotas son tan susceptibles de padecer algún tipo de enfermedad crónica y mortal como los humanos, el cáncer en perros es el problema más crítico de atender para un veterinario porque generalmente los animalitos son llevados a revisión cuando la enfermedad está en etapa avanzada, cuando ya no es posible dar un tratamiento efectivo.

Llevar a tu mascota -cualquiera que sea- a revisión médica al menos dos veces al año es algo que debes convertir en un hábito, pues con eso ayudarías a evitarle problemas de salud graves como el cáncer, sobre todo en aquellas mascotas de mayor edad.

La M.V.Z. Mónica Samperio, especialista en oncología en el Hospital Veterinario de UVM, comenta que diariamente se recibe al menos un perro con cáncer ya sea para consulta, estudios de laboratorio, radiografías, ultrasonido, segundas opiniones o tratamiento para mantener una buena calidad de vida. De ahí la importancia que tiene la detección temprana, que permite un tratamiento más eficaz para aumentar la expectativa de vida de este tipo de animalitos.

Aquí te decimos algunos aspectos a los que debes prestar atención en la salud de tu mascota, de acuerdo a la experiencia profesional de la Médico Veterinaria Mónica Sampeiro:

Signos más comunes para detectar cáncer en perros

  • Pérdida de peso acelerada
  • Fatiga excesiva
  • Crecimiento de masas o aumentos de volumen
  • Falta de apetito
  • Fiebre
  • Apatía ante actividades que usualmente le agradaban

Tipos de cáncer en perros:

  • Linfoma que afecta a los linfocitos (células del sistema inmune), uno de los más frecuentes.
  • Mastocitoma, que afecta a las células cebadas, el carcinoma de células escamosas (“cáncer de piel”)
  • Adenocarcinoma mamario, el cual es menos propenso en perritas con esterilización temprana (antes de su primer o segundo celo).
  • Osteosarcoma el cual se origina en huesos largos y es más frecuente en razas grandes.

Tratamientos más comunes:

  • Cirugía
  • Quimioterapia y, en algunos casos, la radiación.
  • Existen los cuidados paliativos, cuyo fin es principalmente aliviar los signos y mejorar la calidad de vida.

Mónica Samperio señaló que algunos de los estudios de diagnóstico que se deben realizar en función de los signos clínicos son pruebas analíticas de laboratorio para evaluación de sangre, orina o líquidos corporales; así como pruebas de imagen como Rayos x, ultrasonido, endoscopía, tomografía computarizada y resonancia magnética.

Recuerda que un médico veterinario siempre será la persona indicada para dar un diagnóstico preciso cuando tu mascota padezca alguna enfermedad, y para evitar una situación de gravedad en la salud de tu perro, gato o cualquiera que sea tu animal de compañía, no te dejes llevar por las opiniones de amigos, conocidos o personas que no tienen el conocimiento especializado en medicina veterinaria.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *